Logo

5363 - LAS ESCULTURAS DE LA CIUDAD Un programa de memoria nacional en Bogotá, 1880 -1910

La primera escultura colocada en la plaza mayor de Bogotá fue una de Simón Bolívar, evento ocurrido en 1846. Esta fecha resulta temprana pero indica la dirección que tomaría el uso del espacio público de la ciudad con este fin durante los decenios siguientes. En efecto, aunque ya en el Cementerio de la Ciudad se venía dando forma a un programa de esculturas controlado por Estado desde esos años, no será hasta el decenio de 1870 que cobró forma la acción deliberada de hacer del espacio público un texto de “historia patria”. Estas acciones incluyeron la nomenclatura de las calles, el cambio de los viejos nombres coloniales de las plazas, la aparición de “jardines de la república” en las mismas y, en particular, la ubicación de esculturas de diferente tamaño y calidad en diferentes partes de la ciudad. El carácter de Capital Nacional de Bogotá se vio así igualmente reforzada, de manera que al tiempo que la ciudad se hacia el centro político de la Nación, en términos políticos del centralismo, el espacio de la ciudad se convirtió en soporte de la memoria colectiva, dando lugar así a la homogeneización de discursos y representaciones respecto de lo que debía ser considerado común a todos los colombianos.

Palavras-chaves: Ciudad, Historia, Escultura, Memoria, Bogotá, Colombia

Autores: Mejía Pavony, Germán Rodrigo (Pontificia Universidad Javeriana, Colombia / Kolumbien)

atrás

University of Vienna | Dr.-Karl-Lueger-Ring 1 | 1010 Vienna | T +43 1 4277 17575