Logo

3688 - IMPLICANCIAS PARA LA LEGITIMACIÓN COMUNITARIA EN LA ELABORACIÓN DE UN PLAN DE MANEJO PARA UN ÁREA NATURAL PROTEGIDA (ANP) EN MÉXICO: EL CASO DE LAS CIÉNEGAS DEL LERMA

Los humedales del Alto Lerma, las ciénegas, son los únicos humedales epicontinentales reconocidos por la Comisión Nacional de la Biodiversidad (CONABIO, 1998) para la altiplanicie central de México. Estos humedales, conocidos como Chiconahuapan, Chimaliapan, y Chignahuapan, han sido históricamente importantes por razones culturales, económicas, biológicas e hidrológicas.

Este territorio ha pasado por dos momentos históricos. Primero, por un largo período de multiversidad, donde confluían las aguas lénticas en la cabecera de lo que hoy se conoce como Río Lerma, las poblaciones nativas desarrollaron una cultura del agua (modo de vida lacustre, Albores, 1995), así como una gran diversidad de flora y fauna. En el segundo momento, sobreviene el escenario actual, en el que la región ha sufrido cambios relevantes. Actualmente, las aguas lénticas reciben al año varios miles de toneladas de materia orgánica y de sustancias tóxicas industriales. Por otro lado, la cultura nativa del agua adquirió matices de culturas de la revolución agrícola, de la revolución industrial y biotecnológica. Más aún, la contaminación del medio acuático, la cacería deportiva, y otras prácticas nocivas (como la introducción de especies exóticas), han provodado estrés sobre poblaciones de animales y plantas que intentan sobrevivir en una extensión de cuerpos de agua fragmentados, y amenazados permanentemente por procesos naturales y artificiales de desecación. Fue en agosto de 1999, cuando surgió la iniciativa de proteger el área de humedales (COMEDES y CROAL), a través de un Área Natural Protegida. Se partió del supuesto que un área con tales características permitiría recuperar lo más posible la riqueza histórica-cultural, biológica e hidrológica. Esta iniciativa fue acogida por la Secretaría de Ecología del Gobierno del Estado de México, a principios del año 2000. Para 2002 se decretó el APFF-CL. Pero, a casi una década no hay un plan de manejo que responda al ordenamiento de esta zona.

En la elaboración e implicancias de un plan de manejo para el APFF-CL debiera ser legitimado por la gente y sus autoridades locales, además de conocer otras experiencias de gestión de ecosistemas basadas en el fortalecimiento de capacidades locales. NOTA: La ponencia tiene 2 co-autores:

Mindahi Crescencio Bastida Muñoz Geraldine Patrick Encina

Palabras claves: Ciénegas del Lerma, plan de manejo, sustentabilidad

Autores: Bastida Muñoz, Mindahi Crescencio (Universidad Autonoma Metropolitana - Lerma, Mexico / Mexiko)

atrás

University of Vienna | Dr.-Karl-Lueger-Ring 1 | 1010 Vienna | T +43 1 4277 17575